Por tercera ocasión en su carrera, Tomas Berdych estará en semifinales de Wimbledon. En 2010 se encontró con Roger Federer (le ganó) y en 2016 se topó con Andy Murray (perdió).

Esta vez, de nuevo será el suizo quien intente impedir que el checo avance hasta su segunda final en el All England Club. “No importa si juego contra Novak o ahora contra Roger, lo más importante siempre soy yo, es mi juego, creer que realmente puedo hacerlo. Ya lo hice en el pasado, así que espero poder dar mi máximo”, afirmó el jugador en rueda de prensa.

“Roger es un jugador excepcional que afortunadamente tenemos en nuestro deporte. No ha habido nadie mejor en el pasado, es el mejor de todos los tiempos. Para mía es una gran oportunidad jugar contra él, todo el mundo querría jugar contra el mejor. Ya jugamos en Australia y confieso que nunca le había visto jugar un tenis mejor. Más tarde en Miami me ganó en un encuentro muy cerrado en el que tuve bola de partido. Ahora viene el tercer examen y espero tener más suerte”, señaló Tomas.

Comentarios

comentarios

Compartir