Bajo techo durante los últimos 20 minutos tras caer la noche, el brasileño Marcelo Melo y el polaco Lukasz Kubot se adjudicaron el sábado el título de dobles masculino de Wimbledon al vencer 5-7, 7-5, 7-6 (2), 3-6, 13-11 a la dupla conformada por el austríaco Oliver Marach y el croata Mate Pavic 5-7, 7-5, 7-6 (2), 3-6, 13-11.

El partido duró 4 horas y 40 minutos, quedándose corto por 21 minutos de la final de dobles más larga en la historia.

El techo sobre la Cancha Central, que se cerró para la final del single femenino a primera hora, fue abierto para el inicio del duelo de dobles masculino. Pero a las 8.40 de la noche, el techo volvió a ser cerrado debido a la oscuridad.

Con la victoria, Melo recupera el primer lugar del ranking de dobles masculino. Para ambos jugadores, fue su segundo título de Grand Slam. Melo ganó el Abierto de Francia de 2015, junto al croata Ivan Dodig. Kubot se coronó en el Abierto de Australia junto al sueco Robert Lindstedt.

La final de dobles más larga en la historia de Wimbledon fue en 1992, cuando John McEnroe y Michael Stich vencieron a Jim Grabb y Richey Reneberg por 5-7, 7-6 (5), 3-6, 7-6 (5), 19-17. Ese duelo alcanzó una duración de 5 horas y 1 minutos, y también fue la final con más games disputado, al totalizar 83.

Final:

[4]Lukasz Kubot (POL)/Marcelo Melo (BRA) a [16]Oliver Marach (AUT)/Mate Pavic (CRO), 5/7, 7/5, 7/6(2), 3/6, 13/11

Comentarios

comentarios

Compartir